Terapia Manual

La Terapia Manual para la Salud

La Terapia Manual es una suma de distintas técnicas y visiones, basada solo en el uso de las manos y de algunos instrumentos que facilitan la acción del terapeuta.

Ésta se ha desarrollado, complejizado y vuelto cada vez más precisa, convirtiéndose con el tiempo en una herramienta natural muy eficiente para sanar el cuerpo, tanto en dolores físicos como en problemas viscerales, y muchas veces también la mente y emociones.

Toda patología lleva consigo una alteración del flujo de la sangre (por lo general una limitación del flujo), de la movilidad de los tejidos (mucha movilidad o restricciones) y una desregulación del sistema nervioso. Con esto hay alteraciones a nivel de la nutrición de los tejidos y su capacidad metabólica y de recuperación. Todos estos aspectos pueden ser regulados a través de manos expertas a través de manipulaciones, compresiones, tracciones y otras maniobras en zonas precisas del cuerpo para lograr activar los mecanismos propios del cuerpo para regenerarse.

El objetivo final de la Terapia Manual es devolver a los tejidos del cuerpo su estado de elasticidad, turgencia, irrigación sanguínea y capacidad metabólica, tal cual como eran en el momento del nacimiento. En esta época de nuestras vidas no existían problemas físicos ya que, en el flujo sanguíneo, la movilidad de los tejidos y el sistema nervioso aún no se generaban problemas de ningún tipo. Día a día, nuestro cuerpo genera alteraciones que nacen de esfuerzos físicos, posturas mantenidas, falta de movilidad, procesos inflamatorios por lesiones o por hábitos de vida, que van produciendo restricciones y desequilibrios, que luego son compensados por alguna nueva restricción o postura anómala e inconsciente que la oculta, pero que luego se vuelve crónica y genera nuevamente restricciones y anomalías. Esto genera una espiral sin fin, hasta que el cuerpo no logra compensar más y se llega a lesiones y/o dolores por los que la gente consulta finalmente. Es necesario volver atrás en la historia de estas compensaciones y lesiones para eliminar definitivamente los problemas. En este último punto es muy importante que la persona que recibe la terapia comprenda los pasos que la llevaron a tener dicho problema, para que no repita los hábitos y gestos que lo provocaron.

La visión de la Terapia Manual es tan amplia que finalmente se le combina con otras artes médicas como la naturopatía, medicina china, herbolaria, dietoterapia, etc.